Porcentaje de una población que está afectada por una enfermedad en particular en un momento dado.