5 formas de protegerse de la radiación UV dañina

  • Quedarse en casa o buscar sombra en las horas centrales del día cuando la radiación UV es más fuerte, por lo general entre 10:00 y 16:00.
  • Busque sombra bajo una sombrilla, árbol, u otro refugio antes de que necesite refugio del sol.
  • Planee actividades al aire libre temprano por la mañana o al atardecer, cuando la radiación UV es típicamente un tercio de lo que es al mediodía.
  • Cúbrase camisas de manga larga, pantalones largos, sombreros de ala ancha y gafas de sol ofrecen la mejor protección contra la radiación UV.
  • Si usted no puede cubrirse por completo, asegúrese de usar un protector solar de amplio espectro con factor de protección solar (FPS) de al menos 15 en toda la piel expuesta.

¿Qué pasa con la vitamina D?

¿Pero que no necesito un poco de sol – especialmente para producir vitamina D?

Es cierto que la vitamina D es importante para la salud, que muchos de nosotros son deficientes, y la luz solar es una forma de ayudar al cuerpo a producir vitamina D. Sin embargo, debido a los riesgos asociados con la radiación UV, se recomienda que se obtenga la vitamina D de alimentos o suplementos más que del sol.

Cuatro reglas simples

Para recordar algunos datos básicos para protegerse del sol, recuerde estas reglas simples.

  • CUBRASE. La ropa es una de las protecciones más eficaces contra la radiación UV. Mantenga los siguientes consejos en mente:
    • Las camisas de manga larga y pantalones largos ofrecen la mejor protección.
    • Un tejido apretado, como la de una camiseta de algodón, ofrece más protección que un tejido suelto. Para obtener una idea aproximada de la capacidad para bloquear los rayos UV de un tejido, sostenga el articulo de ropa a la luz. Las telas que permitan que más luz a traviese, probablemente permitirá que más radiación ultravioleta a traviese también.
    • Los colores oscuros son más absorbentes y menos reflexivos que los colores claros y así ofrecen una mejor protección.
    • La ropa seca es más protectora que la húmeda. Una camiseta mojada ofrece una protección equivalente a alrededor de un FPS de sólo el 4.
  • ÚNTESE PROTECTOR SOLAR. Los filtros solares absorben, reflejan o dispersan la mayoría de los rayos UV antes de que puedan penetrar la piel. Busque protectores solares con las siguientes características:
    • Protección de amplio espectro. Protectores solares de amplio espectro protegen contra los rayos UVA y UVB. Esté atento a los protectores solares que contienen óxido de zinc, dióxido de titanio, mexoryl, y avobenzene en particular.
    • Un factor de protección solar (FPS) de al menos 30. FPS mide el tiempo que un producto protege la piel contra los rayos UVB antes de que comience a quemarse, en comparación con el tiempo que tarda en quemarse sin protección. Si usted comienza a quemarse en 10 minutos sin protección, usando un protector solar SPF 15 teóricamente le impide la quema 15 veces más, o alrededor de 2,5 horas. Un FPS de 15 bloquea el 93% de los rayos UVB. FPS de 30 o más bloquea el 97% de los rayos UVB y se sugiere para las personas que son sensibles al sol, tiene cáncer de piel, o se encuentran en un alto riesgo de desarrollar cáncer de piel.
    • Asegúrese de que usted se unte una cantidad adecuada de protector solar y vuelva a aplicar cada 2 a 3 horas y con más frecuencia si está nadando. La causa número uno de quemaduras solares es que no se reaplica el protector solar.
    • Use protectores de sol «hidrófugo» si va a sudar o nadar.
    • Use un protector solar con fecha de vencimiento válida. Protectores solares sin fechas de caducidad tiene una vida útil de no más de 3 años. Algunos ingredientes de protección solar pueden degradarse y perder su efectividad con el tiempo, sobre todo cuando se exponen a temperaturas extremas.
  • PONGASE UN SOMBRERO. Para la mayor protección, use un sombrero de ala ancha lo suficiente como para darle sombra a su cara, las orejas y la parte trasera de su cuello.Busque sombreros hechos de telas de tejido apretado, como el lienzo. Evite los tejidos holgados, los sombreros de paja, especialmente con agujeros que permiten que la luz traspase. Si prefiere usar una gorra de béisbol, asegúrese de proteger sus oídos y la parte posterior de su cuello. Use ropa que cubra esas áreas, use protector solar con por lo menos FPS 30, o permanezca en la sombra.
  • USE GAFAS. Gafas de sol protegen los ojos, los párpados y la piel delicada alrededor de los ojos de los rayos UV. También reducen el riesgo de cataratas.
    • Los lentes de sol oscuros o lentes polarizados no necesariamente ofrecen una mayor protección UV. Protección UV es proporcionada por una sustancia química que forma parte de la capa invisible de los lentes, independientemente de nivel de oscuridad.
    • Las gafas envolventes de sol previenen la entrada de los rayos UV a sus ojos por los lados.
    • No compre gafas de sol de juguete para sus hijos. Busque la misma protección UV en gafas de sol de los niños como lo haría en gafas de adultos.